La falta de lluvias afecta a los suelos trigueros de los campos bonaerenses

La falta de humedad sigue golpeando a los campos bonaerenses y en particular a los cultivos de invierno. Mientras que la condición del trigo sigue siendo deficitaria en cuanto a la humedad de suelo en el norte, centro y la porción oeste de la provincia, en la zona de Bahía Blanca el estado de los cereales de invierno bajó de “bueno” a “regular”.

Según un informe del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA), “la programación de tareas asociadas a la necesidad de contar con agua en el suelo (fertilización, por ejemplo) se verían atrasadas en los lotes que así lo requirieran”.

Indicó que “las lluvias llegarían hacia el 15 de octubre de forma más generalizada en toda la provincia, aunque las mismas no totalizarían grandes acumulados”.(DIB)