Estos alimentos ayudan a combatir la depresión, según estudio

Se realizó una investigación en Australia que determinó que una dieta saludable mejora los síntomas depresivos. Para eso, hay que dejar o reducir los carbohidratos refinados, el azúcar, las carnes procesadas y las gaseosas. “En lugar de tratar de llevar a cabo dietas de moda excesivamente restrictivas, realizar estos modestos cambios puede tener un impacto real en la salud mental”, dijo una de las autoras del estudio.

En épocas de crisis económicas y turbulencias políticas, está comprobado que las personas son más propensas a poseer síntomas de depresión. Además de buscar ayuda psicológica, los alimentos pueden ayudar a salir de esa situación. 

Según un estudio realizado por la Universidad Macquarie de Australia, una dieta saludable mejora los síntomas depresivos. 

La muestra de la investigación fue un grupo de adultos jóvenes, cuya edad promediaba los 19 años. Se les pidió que dejaran los carbohidratos refinados, el azúcar, las carnes grasas o procesadas y las gaseosas. 

Una de las autoras del estudio, la neuropsicóloga Heather Francis, le dijo a la revista PLOS one: “Simplemente reducir la ingesta de alimentos procesados y aumentar la fruta, las verduras y el pescado dio como resultado mejoras en los síntomas de depresión“. 

Durante 3 semanas, los participantes comieron estos alimentos cada día: 5 porciones de verdura, 2 o 3 frutas, 3 porciones de proteínas (carne magra, pollo, huevo o pescado 3 veces por semana), 3 cucharadas de frutos secos, 3 lácteos, 2 cucharadas soperas de aceite de oliva y 1 cucharada de cúrcuma y canela. 

Francis sostuvo que “los alimentos altamente procesados aumentan la inflamación” y este es “un factor de riesgo para la depresión“. Por eso, se incluyeron la cúrcuma y la canela: porque tienen propiedades antiinflamatorias, como también las verduras, frutas y pescado. 

En lugar de tratar de llevar a cabo dietas de moda excesivamente restrictivas que no son factibles a largo plazo, es útil saber que realizar estos modestos cambios en lo que se come puede tener un impacto real y medible en la salud mental“, completó la doctora.

Por otro lado, cocinar también ayuda a combatir los síntomas depresivos

La cocinoterapia ejercita la creatividad, aleja los pensamientos negativos y aumenta la confianza en la persona. También contribuye a que el interés perdido en las actividades cotidianas regrese y que el paciente establezca metas a cumplir. Según una investigación de la Universidad de Tohoku, cocinar incrementa notablemente la capacidad cerebral.

Por otra parte, mitiga los problemas digestivos, ya que al elegir alimentos sanos y frescos, ayuda con la pesadez y la acidez. 

(Urgente 24)