El valor del agua

11084149_898137586875588_5741790176118520352_o
Carlos Brangeri

El Consejo Escolar supervisa la calidad del agua en los Establecimientos. (Por Sandra Sueldo). En América Latina, 36 millones de personas carecen de acceso a una fuente de agua segura. En el mundo son 748 millones. Cuando nos hablan de escasez de agua, pensamos que falta para beber. No consideramos todas las otras cosas que el agua hace por nosotros.

 

Fundamentalmente, limpiar y lavar de un modo cómodo y seguro, ganando tiempo, reduciendo las enfermedades, incluso aumentando la seguridad.

 

Ya en el Siglo I a. C, el romano arquitecto, escritor, ingeniero y tratadista, Marco Vitruvio Polión decía que “el agua es ciertamente necesaria, tanto para la vida en sí, como para nuestras satisfacciones y para infinidad de usos diarios”.

A partir de esa premisa, en Nueve de Julio – ciudad bonaerense cituada en el Km 265 de la Ruta N°5 de la Provincia de Buenos Aires – y debido a la problemática de años que aqueja a esta comunidad por las dimensiones de la contaminación con arsénico en ella, es importante que no siga consumiéndose agua de red.

Además desde todos los medios de comunicación, desde los distintos actores sociales y políticas partidarias se está sembrando para que estalle la concientización masiva de este consumo tan vital para los seres vivos.

Es por eso que desde el Consejo Escolar que preside Carlos “Lalo” Brangeri se está realizando un relevamiento – conjuntamente con la Mesa de la Comisión de Seguimiento de Obras de Agua – y enfocados a que se cumpla con el amparo judicial que es de público conocimiento en este terruño y que también implica que las escuelas de nuestra ciudad tengan una cisterna con agua potable.

Nueve de Julio tiene en planta urbana 35 cisternas en los establecimientos, aunque en algunas se encuentran más de una y en otras  hay plantas de osmosis. En cuanto a estas últimas – ubicada en la Escuela N° 30 como en la N° 8 – Brangeri dijo que “están controladas y vienen trabajando de muy buena manera”.

En relación a ese tema, el Presidente del Consejo antes mencionado señaló a este medio que “dicha cisterna debe ser completadas y llenadas cada 72 hs, mientras que una vez por semana deben tener limpieza”.

Asimismo Brangeri aseguró que “estamos realizando un relevamiento escuela por escuela donde le preguntamos al directivo datos puntuales con dicho fin y para saber si se está cumpliendo o no con lo indicado en el amparo”.

Finalmente y en cuanto a los informes que van llegando de los establecimientos este referente subrayó que “en gran medida son similares, aunque faltan entregar”.

 

LA APLICACIÓN DE LOS SUBSIDIOS

Por otra parte, decíamos en nuestra anterior entrega que el comienzo de clases también implicaba controla los destinos de los fondos que llegan para las instituciones educativas de nuestro distrito.

En ese sentido, Brangeri  remarcó que “con respecto a los subsidios universales de 80 mil pesos y que fueron dados a todas las Escuelas Técnicas, a las Agrarias y a los Centros de Formación. Además si bien no intervenimos en la gestión de este subsidio, como son utilizados para arreglos menores, si intervenimos y coordinamos con las arquitectas de la Dirección Provincial de Infraestructura (DPI)  para ver donde deben ser utilizados estos fondos”.

A su vez explicó que “en la mayoría de los establecimiento el dinero ya fue utilizado y las obras están realizándose”.

Por otra parte, agregó que “estamos tratando de gestionar estos subsidios para otros establecimientos que no alcanzan en estas ramas y que también necesitan de sus arreglos en cuanto a infraestructura”.

Mientras que con respecto a la deuda del Servicio Alimentario Escolar (SAE) remarcó que “este dinero – los 80 mil pesos recibidos como subsidio – no fue para saldar la deuda de SAE, sino que fue para hacer los arreglos menores en cuanto a infraestructura escolar”.

LA ALIMENTACION PLANIFICADA

A su vez y en relación al menú para los escolares, Brangeri determino que “seguimos con la dieta implementada en las escuelas de verano y que iremos variando a medida que vaya viniendo el frio”.

Además y teniendo en cuenta el aumento de la canasta de alimentación Brangeri dijo que “aún estamos aguardando  este indicativo, al igual que reforzar el servicio de merienda con vainillas o frutas”.

Finalmente y consultado por cómo influiría el índice inflacionario por el que atraviesa el país en la dieta y menú de los educandos, el Presidente del Consejo señaló que “hasta el momento no hemos tenido problema. Una vez por mes los alimentos secos son distribuidos en los colegios, mientras que los de las localidades son retirados a posteriori por los directores que son quienes vienen a buscarlo. Mientras que las carnes y verduras son distribuidos una vez por semana en los pueblos y los lunes en planta urbana”.

 

El comienzo de clases también tiene como protagonistas a los representantes del Consejo Escolar local, que es el órgano que controla por excelencia los destinos de las instituciones educativas de nuestro distrito.

Las matemáticas son simples y perfectas y es por ellos que a la hora de abastecer a los establecimientos los números deben cerrar si o sí.

Para analizar cómo se presentaran los números en materia educativa, este medio dialogó con el Presidente del Consejo Escolar de Nueve de Julio, Carlos “Lalo” Brangeri quien en relación al inicio del ciclo lectivo 2015 indico que