Los dulces de la infancia: El Mamón

(Por Mónica Gomez)

 

La llegada de mamá vino con  un conjunto de emociones. Entre los regalos trajo  con ella un frasco lleno de dulce de Mamón. En el norte de la Argentina, la fruta es conocida como mamón pero en otros países se conoce como papaya o lechosa. Crece de un árbol enano tropical  que partir de la primavera da  frutas de hasta  2 kilos, se cosechan  verde pero también se puede comercializar madura.

La fruta tropical no es  muy conocida, tampoco se ve  en las verdulerías de nuestro país. Está ligada a la zona ribereña  al noreste. En cada ocasión en la que visitábamos a la abuela, el mamón  que preparaba mi tía, fue el sabor  dulce que más recuerdo de mis viajes a Corrientes. Mi Tía Ana, Hermana de  mamá lo cocina en ollas inmensas,  sobre fuego de leña, y grandes cantidades de fruta verde.

El sabor sigue intacto, como volver en el tiempo y probar el mismo dulce de hace más de 15 años. Hoy lo disfruto como algo que me transporta a esos momentos. Sentirme la misma  niña la cual  creía  que eso no  era fruta, porque no  lo compraban en la verdulería. El tiempo me enseño que el disfrute de la naturaleza es distinto según el lugar. En el campo de la Tía así como en la casa de mi abuela el Mamón era lo que la tierra brindaba.

Hoy lo miro desde afuera, sintiéndome afortunada de todos los recuerdos. De lo que mi familia materna me dejo de experiencia, y reflexiono acerca de lo difícil que es incorporar los frutos de cada rincón de nuestro extenso país. ¿Por qué solo los mercados de la región son los que conocen de los frutos propios de la zona?  ¿Por qué son pocos los productores que se encargan de un producto gran con valor agregado?

La planta necesita para sobrevivir un clima cálido, no resiste a las heladas pero no requiere mucho cuidado ya que los dulces eran de árboles silvestres. La difusión de los productos de cada zona hace que  tengamos  un abanico más amplio de elecciones para nuestra dieta. Dar a conocerlos, reclamar por ellos en los mercados y consumirlos a diario va a revalorizar el sacrificio de esos pocos productores que hacen de esta fruta una producto industrial que de apocó va llegando a la mesa de muchos.

Conocelo, exigilo y disfrutalo que es de producción nacional y tiene altos valores nutricionales, no dejes de probarlo!

Hoy  Mamón en  almíbar

Ingredientes:

  • 1 kg Mamón en fruta verde
  • 800 gr de azúcar
  • Agua
  • Vainilla o especies como clavo de olor o anís estrellado (optativo)

Procedimiento:

            Pelar los mamónes con guante según recomienda mi tía, porque desprende un líquido acido que lastima las manos. Una vez pelado y sin semillas. Se lavan y cortan en longas y se congelan para que cuando se cocine la fruta no se rompa y pierda en el dulce. Se cocina a fuego fuerte en olla gruesa con el azúcar y cubierto de agua hasta que cubre el fruto se agregan las especies y la esencia. La cocción es en 2 partes. La primera es hasta que la fruta este blanda, se deja descansar toda la noche y luego se vuelve a cocinar para reducir el líquido y se forme el almíbar.

Tal vez en tu zona no te encuentres con este fruto, pero si tenes la gran suerte de poder encontrarlo, no dejes de aprovecharlo. Es de esas recetas que no puedo dejar de difundir. Por mi tía Ana y por todos los que preparan el mamón que poco a poco se ve en las góndolas.