Junín: Multa a intendente y funcionarios

Como consecuencia de haber observado transgresiones administrativas de importancia, anomalías e irregularidades, el Tribunal de Cuentas de la Provincia de Buenos Aires aplicó duras sanciones al intendente de Junín, Pablo Petrecca, y otros funcionarios.

El fallo corresponde al Ejercicio 2016 (primer año de gobierno de la gestión de Pablo Petrecca) tiene 119 páginas y que en sus observaciones incluye también a concejales opositores. Cabe destacar que el fallo puede ser apelado, aunque al momento no hay ninguna información oficial al respecto.

Efallo apunta a las distintas irregularidades observadas en la gestión de los fondos municipales. Una de las principales se encuentra en cheques no contabilizados por el municipio por más de 21 millones en cheques diferidos y entregados a la empresa  “Ashira”, que el municipio se olvidó de declarar.

“Que la falta de aporte de la documentación de respaldo de los ítems detallados precedentemente bajo los conceptos ´Débitos no contabilizados´, ´depósitos no acreditados por el Banco´, ´Débitos y/o cheques no contabilizados´, hace conferirles a los mismos el carácter de fondos faltantes”, destaca el fallo.

Frente a esta irregularidad, el órgano planteó “formular cargo de $21.669.168,93 con más los intereses que paga el Banco de la Provincia de Buenos Aires en sus operaciones de depósito a treinta días, desde la fecha de pago y hasta el dictado de la sentencia, que asciende a $2.456.859,20 lo que hace un total de $24.126.028,13 por el que responderán: por $24.034.537,45 el contador municipal Mauro Alfredo Jacobs en solidaridad con el tesorero municipal Claudio Osvaldo Burgos y por $91.490,68 la contadora municipal Natalia Viviana Donati en solidaridad con el tesorero municipal Claudio Osvaldo Burgos”.

Por otro lado, el órgano de contralor observó la existencia de cuentas municipales en bancos no oficiales, hecho que colisiona con el artículo 194 de la Ley Orgánica de las Municipalidades.

A su vez, las actas de arqueo de las cajas (que consiste en contar lo que hay en las cajas correspondientes) no se hicieron correctamente ante el tribunal en tiempo y forma.

“Ante las inobservancias planteadas en cuanto a los cheques pendientes de cobro que fueron depurados y remitidos a la correspondiente Cuenta de Terceros, la apertura de cuentas corrientes en Instituciones Bancarias no oficiales y la remisión extemporánea de las Actas Mensuales de Arqueo de Caja, se incumplen las formalidades legales y reglamentarias que tienen sanción derivada del artículo 1 de la Ley Orgánica del Honorable Tribunal de cuentas de la Provincia de Buenos Aires Nº 10.869 y sus modificatorias”, se destaca en el fallo, y se hace responsables el intendente Pablo Petrecca, la ex contadora municipal Natalia Donati, el contador municipal Mauro Alfredo Jacobs y el tesorero municipal, Claudio Osvaldo Burgos.

Otras objeciones

Por otro lado se establecen sanciones por la prórroga irregular del estacionamiento medido; la habilitación de la firma COOPEL; entrega de subsidios; y objeciones a la contratación de una auditoría privada por parte del municipio, entre otros.

Respuesta del Ejecutivo

Tras el fallo del Tribunal de Cuentas de la provincia contra el intendente Pablo Petrecca y funcionarios, desde el Ejecutivo local salieron a aclarar la información.

“El cargo impuesto por el Tribunal de Cuentas correspondiente al ejercicio 2016 tiene su origen en la consolidación de deuda que el municipio mantenía con Ashira al asumir la gestión el Intendente Pablo Petrecca de más de 8 meses, gestión que significó un ahorro de $4.5 millones y por primera vez en años el Municipio se ponía al día con su principal proveedor”, informaron desde el Ejecutivo local.

Y agregaron: “Dicha regularización de deuda, se materializó en Julio de 2016  mediante un convenio de consolidación y refinanciación de deuda por 24 cheques diferidos de 1 millón cada uno con vencimiento mensual, acuerdo que fuera homologado por el Concejo Deliberante. En 2016 vencieron y se abonaron 3 cheques más las retenciones impositivas correspondientes ($6 millones), quedando al 31.12.16 por vencer otros 21 cheques (12 en 2017 y 9 en 2018) por $21 millones. Es importante aclarar que la Delegación regional del HTC siempre estuvo en pleno conocimiento de estas actuaciones sin que medie observación alguna en ninguna oportunidad”. 

En este sentido, afirmaron que “técnicamente los 21 cheques por vencer se fueron contabilizando en el mes de su vencimiento y pago (devengamiento) de acuerdo a las normas contables, no teniendo ninguna consecuencia para las finanzas municipales. En lo que respecta al fallo que impone el cargo de $24 millones, el pasado jueves 26 de abril la Relatoria de La Plata nos ha manifestado personalmente que el cargo se debió a un cambio de criterio del propio Tribunal de Cuentas con respecto a los cheques de pago diferidos, ya que el año 2015  la misma situación no fue sancionada.  Y para nuestra tranquilidad y la de los vecinos de nuestra ciudad, con la presentación de la documentación respaldatoria en dicha oportunidad  el Tribunal pudo constatar el devengamiento, pago y correcta contabilización de los 21 cheques, eximiendo el 100% la sanción aplicada”. 

“Desde el primer día nuestra gestión se basó en la transparencia y responsabilidad en el manejo de los fondos que administramos, por lo que se trata de una situación totalmente aclarada sin consecuencias ni para los funcionarios ni para el municipio”, concluyeron fuentes del municipio.