Este fin de semana se hará la co-lecta anual de Cáritas

Se extenderá durante el sábado y el domingo

Como en todo el país, también en nuestra diócesis se realizará este fin de semana la colecta anual de Caritas. El sábado 9 y el domingo 10 se realizarán las colectas domiciliarias y en las parroquias de todo el territorio  diocesano que busca apelar a la solidaridad de todas las comunidades para salir en socorro de los que menos tienen.

El lema de este año es  “La solidaridad empieza por dar” y está inspirado en la cita de San Juan que hizo el Papa Francisco en la convocatoria a Ia Jornada Mundial de los Pobres:  “Hijos míos, no amemos de palabra y de boca, sino de verdad y con obras”. De este modo Caritas invita a expresar, a través de un gesto concreto de colaboración económica, el compromiso solidario con quienes menos tienen a fin de favorecer la inclusión social, la igualdad de oportunidades y la promoción humana de numerosas familias y comunidades que viven y sufren situaciones de pobreza o marginación. Es una oportunidad también para compartir la esperanza de construir un futuro inclusivo para todos.

 

El dinero recaudado ayudará a sostener, durante todo el año, proyectos e iniciativas de promoción humana, acompañar micro-emprendimientos productivos y de autoconsumo, acompañar el abordaje pastoral y comunitario de las adicciones, brindar capacitación laboral, formación en ciudadanía, , centros comunitarios de atención integral, abordaje pastoral y comunitario de las adicciones, jardines maternales, talleres de alfabetización, becas escolares y universitarias y apoyo escolar en más de 3.500 Cáritas parroquiales. 

 Además permitirá trabajar en la prevención y atención de emergencias climáticas y con personas en situación de calle, entre otras iniciativas de asistencia, de acuerdo a la realidad de cada lugar. En nuestra diócesis en particular, son muchos los proyectos que Caritas sostiene como el Centro de Prevención de Adicciones para niños y adolescentes (Hogar de Cristo) en Nueve de Julio;  el fortalecimiento económico a pequeñas localidades rurales para fortalecer la red comunitaria;  y otras numerosas iniciativas, como asistencia a familias vulnerables y proyectos de remodelación y ampliación de viviendas.

 

Cabe recordar que lo recaudado de la Colecta Anual de Cáritas se divide en tres partes: una parte queda en la parroquia local. La segunda parte está destinada a la Cáritas de la diócesis. Y la última parte es para Cáritas Nacional, que socorre a todas las Cáritas del país.