Colaboradores: Raúl Mascheroni

Raúl Mascheroni (1)66 años  //  Periodista radial  //  Trabajó en el Diario 9 de Julio, Publicidad “El Imparcial”, LT 33 9 de Julio, Canal 3 y Cablevisión.

Desde hace 17 años conduce “Una mañana de Victoria” en Radio Victoria

 

 

Autódromo municipal: es hora que asuman la responsabilidad….

 

La historia se pone en marcha en el año 1984 cuando el entonces intendente municipal era el Doctor Abel Alejandro de la Plaza. De allí en más pasaron treinta años de haber cedido al 9 de Julio Automóvil Club como concesionario el coliseo deportivo. Atrás quedó 9 de Julio Competición S. A., hasta que desde 2004 a la fecha es GOTRAM S.A. la empresa a cargo de la actividad automovilística.

¿Preguntó por qué se llegó a esta situación? ¿Hubo algún control por parte de los distintos intendentes? ¿Existió algún control por parte de los distintos Concejos Deliberantes? Vuelvo a preguntar: los convenios y ordenanzas ¿por qué no se controlaron en tiempo y forma?

Por eso expreso que es hora de que asuman cada uno su responsabilidad, por no haber actuado como se debía haber hecho. Hoy, la negligencia política hizo que el autódromo soporte la situación actual.

Hay sectores que piden que el control tras el vencimiento de la concesión el 31 de agosto próximo vuelva al 9 de Julio Automóvil Club. Hay otros que quieren la continuidad de la empresa GOTRAM SA que, según dicen, ya no existe legalmente pero si PAVANA SUTA SA, que es la empresa que en los últimos tiempos lleva a cabo todas las realizaciones deportivas.

Se habla de la realización de distintas obras fundamentalmente del pavimento de las calles internas del autódromo y de los playones, además de una nueva capa asfáltica…Si hablamos de dinero, se dice más de doce millones de pesos…

El 9 de Julio Automóvil Club está hoy muy complicado, tiene una deuda por un juicio en marcha que supera el millón y medio de pesos. Se dice que van a vender la sede para saldarla.

Vuelvo a preguntar: ¿qué futuro autódromo queremos?

Se dice que el autódromo no realizó obras. Invito al periodismo en general y concejales de todos los bloques a que asistan al mismo, miren, caminen, verifiquen y luego viertan sus opiniones. Pero vayan. No hablen por hablar.

La Asociación Corredores Turismo Carretera convocó hace días a los concejales a dialogar y conocer su opinión sobre el autódromo. Pude observar la nota invitación. Pregunto: ¿fueron a la reunión?

Finalmente, reitero: la empresa GOTRAM S.A. o PAVANA SÇUTA S.A., como quieran llamarla, está en condiciones de aportar el dinero para las obras ya, pero piden al Departamento ejecutivo el apoyo de maquinarias y personal municipal para la realización de las mismas. Vuelvo a preguntar: ¿Está el Ejecutivo en condiciones de asumir tal responsabilidad? ¿?

El autódromo está en juego por las irregularidades antes mencionadas y llegamos a lo que llegamos. Hoy, entre todos, debemos pensar qué escenario queremos para su futuro: solamente lo zonal, que poco arrastra en lo deportivo o un escenario completo en donde las categorías nacionales tengan cabida en su totalidad.