SOCIEDAD RURAL DE BALANCE

almuerzo25Épocas preocupantes y de incertidumbres

El presidente de la Sociedad Rural de 9 de Julio realizó un balance del 2013 al que calificó con una “actividad movida” tanto en lo gremial como en lo organizativo puesto que la entidad ruralista formó parte también de la Comisión de Festejos por los 150 años de la ciudad.

“Ha sido un año complejo y difícil porque el productor agropecuaria al igual que la mayoría de la ciudadanía argentina está pasando momentos difíciles en cuanto a lo económico y social”-aseguró Capriroli. “ Se van tensando las cosas y nosotros desde las instituciones lo venimos denunciando desde hace tiempo. Si la cosa no cambia, si seguimos en esta vía del no diálogo y de confrontación permanente, de tozudez, de mentiras y de mantener el INDEC a toda costa, de mantener el gasto público y cubriendo los baches con aumentos impositivos…Veíamos que la cosa se complicaba y ahora se está empezando a sentir y fuerte”, remarcó.

En cuanto al sector agropecuario recordó que no tienen diálogo con el gobierno nacional y muy poco con el provincial. “Venimos con mermas en las producciones en estos últimos tiempos, que se alternaron entre sequía e inundación y los años anteriores con alternancias, entre campañas buenas y malas”, recordó.

“Estamos con tres años de precios paralizados. Nuestros productos no tienen aumentos de precios: ni las carnes, ni la leche ni los cereales, ni siquiera acompañando la inflación y con los costos que siguen siendo inflacionarios. Como sucede con los combustibles…En este contexto, los números se achican muchísimo y vemos que las cosas no empiezan a funcionar: ni para nosotros, que ya no encontramos alternativas productivas. La única alternativa que hoy tenemos es la reducción de los costos que se traduce en reducción de la producción. Y entramos en un círculo vicioso y se termina castigando a todo el servicio. Esto lo vemos claro en el transporte”, ejemplificó.

Capriroli recalcó que este sistema de recortar gastos no va más y la única salida “es el incentivo a la producción”.

En cuanto a los “aires de cambio en las elecciones” Capriroli reconoció “que el kirchnerismo perdió y que aparecieron fuerzas que le hicieron peso. Vemos que ahora hasta el 2015 van a trabajar por la campaña y no por el pueblo. Pero sería muy bueno que aquel político que trabaje por el pueblo sea el que gane en el 2015. Esa es nuestra esperanza”, puntualizó.

Dentro de lo que denominamos el pueblo está el ciudadano común que es aquel que necesita todos estos servicios que están faltando a fin de año: luz, agua, infraestructura vial , estructura de caminos y canales…La verdad es que este es un país que podría tener 10 veces mejor las cosas que tiene para incentivar la producción y a partir de eso, incentivar el empelo y ser un país grande”, resaltó.

Por último Capriroli aseguró que están respetando todos los canales democráticos y deseó que “los ciudadanos a la hora de elegir se acuerde de todo esto. Mientras tanto hay que crecer como ciudadanos y los gobernantes deben gobernar para las necesidades actuales. Ver primero el 2014 y después recién dedicarse para la campaña”.

En cuanto a las tiranteces con el gobierno municipal por las pretensiones (truncas) de aplicar la tasa de red vial segmentada Capriroli remarcó que llegaron al objetivo “pero con un costo que esperamos poder 2ecomponer el diálogo, cosa que nos quedará pendiente para el 2014”.