Pehuajó: encuentro cultural en apoyo a trabajadores del frigorífico

Vecinos, ONGs, gremios, instituciones de Pehuajó y artistas realizaron un encuentro cultural con el objetivo de ayudar a los trabajadores del Frigorífico de esa ciudad, que hace semanas viven horas de incertidumbre por el posible cierre y la falta de pago de salarios.

Con la presencia de distintos artistas locales, el festival sirvió además para juntar alimentos no perecederos para los trabajadores que no cobran desde hace meses. Además, el próximo domingo en la cancha del club Defensores del Este, se recibirán más alimentos, mientras que otros artistas se ofrecieron a realizar shows a beneficio.

Si bien en las últimas horas la compañía depositó unos 3600 pesos para cada uno de los 130 operarios afectados, aún no hay noticias sobre el futuro de la planta. A los empleados se les deben los meses de septiembre, octubre y febrero, lo que representa una cifra cercana a los 5 millones de pesos.

“Si para el lunes o martes no tenemos respuestas concretas, nos vamos a dirigir a la ciudad de Ramallo, donde hay otro frigorífico de la misma firma. Vamos a trasladar nuestras inquietudes para que los trabajadores del otro matadero también lo sepan”, comentó al diario Noticias Mariano Oriani uno de los empleados que representa a sus compañeros.

En martes se decidió la entrega a los matarifes y carniceros de las reses que les correspondían y estaban dentro del frigorífico. Luego de esto se procedió a dar de baja la energía, algo que desde la empresa habían solicitado hace una semana. Desde la Cooperativa eléctrica local se decidió, en tanto, disponer de un medidor para que quienes deciden quedarse en el lugar a acampar tengan luz.

El frigorífico, una de las empresas que más trabajo da en Pehuajó,  viene desde hace tiempo atravesando una grave situación económica, que llevó a que a fines del año pasado se registraron irregularidades en el pago de los salarios, que en algunas oportunidades fueron abonados en más de una cuota. Actualmente los trabajadores se encuentran en una carpa concentrados en la puerta del lugar, con una presencia pacífica y a la espera de una respuesta de los dueños.

(DIB)