De equipos y liderazgo (matar la vaca)

La selección de futbol de Argentina desnuda como somos ? Como nos cuesta formar equipos. Nos representa la Selección? Todo lo que pasa NOS o LES sucede. Nos engañamos sin remedio.

La pregunta que dispara este comentario es ¿lo que sucede con el equipo “representativo de los argentino”, realmente nos representa?”. Tratemos de hacernos las preguntas correctas y veamos las si obtenemos respuestas en consecuencia.

El primer concepto,  es que si bien Messi nació en Argentina,  no hay nada que me indique que        representa algún argentinismo, no es producto de una  estructura institucional que lo haya contenido y desarrollado, en este caso por el derrotero de su carrera,menos.

No hay un mecanismo para la elección del técnico por mayoría, lo eligen los presidente los clubes que representan a los socios, pero en un país fulbolero,  esto significa que quien sea el elegido debe ganarse a la  gente.¿Entonces quien lo puede sacar?  los que lo pusieron, no los jugadores. La AFA lo debe respaldar y si no el técnico tiene que renunciar, pero los jugadores son “empleados”, que pueden opinar, pero el responsable, tiene que hacerse cargo.  Si  las cosas salen mal el que pondrá la cara será él. Esa situación sucede muchas veces en nuestra vida institucional.

Rejuntados no es un equipo. En los equipos tiene que haber un equilibrio, ni un mejor de mundo, ni uno peor del mundo. El Peor, es unacarga y el Mejor un rompe marcas, que desmotiva al resto. Si Argentina gana es por Messi y si pierde es por los que rodean a Messi.  ¿Quién quiere estar en un equipo donde nunca se lo van a reconocer?. Todos saben que si equipo juega mal, nunca va salir Messi.

Pero qué pasa si tiramosla vaca al precipicio, eso dijo  un Maestro  a su discípulo, que para ayudar…a una familia  muy pobre.

Entonces, ahora, cuando estén dormidos, tira la vaca por el precipicio. El estudiante asombrado contestó.-” Pero …¿cómo voy a hacer eso? ¿Qué lección es esa que dejará a esta familia en la ruina ?.  Igual tiró la vaca al precipicio

Sintió tanta culpabilidad que se fue  y muchos días pensó en aquella pobre familia a la que había dejado sin su sustento. Así que siguió pensando y decidió ahorrar para algún día regresar  comprarles una vaca. Se sentía muy culpable.

Al cabo de dos años,  a aquel lugar perdido en las montañas. Llegó al lugar y le costó reconocer la granja. Al girar en la curva del camino, donde estaba aquél edificio oscuro y lleno de desperfectos rodeado de tierras abandonadas, había ahora una hermosa mansión bien cuidada, con terrenos sembrados, rodeada de un cercado, con muchas personas trabajando en una plantación de algodón, también había un  gran huerto, un lago y patos nadando en el.

Era obvio que la muerte de la vaca había sido un golpe demasiado fuerte para aquella familia, quienes seguramente habían tenido que abandonar aquel lugar y ahora, una nueva familia, con mayores posesiones, se había adueñado de aquel lugar y                 con un nudo en la garganta, pero tomo impulso y preguntó-” Perdone,  yo buscaba información de los antiguos dueños de este terreno, una familia muy humilde ¿sabría usted que fue de ellos? El hombre le miró y dijo,-” Sí, sí,  aquí siguen”.- “No, no. Yo me refiero a unas campesinos que solo tenían una vaca para vender su leche y vivir de eso”.- “Le digo que aquí siguen”.El hombre le acompañó hasta la puerta de la granja, donde se encontró  a aquel hombre que le había brindado su hospitalidad años atrás.  -” Pues mire, poco después de su visita, la vaca de la que vivíamos desapareció. Al principio nos preocupamos mucho, ¿de qué íbamos a vivir? y entonces tuvimos que pensar. La angustia y la desesperación ante el invierno que se acercaba nos llevó a buscar otra forma de ganarse la vida. Cambiamos con los vecinos parte de la leche y el queso que nos quedaba por harina, verduras y algunas semillas de algodón.

Vimos que nuestra tierra era muy buena para plantar algodón, así que limpiamos y aramos el terreno y comenzamos una pequeña plantación, que floreció enseguida. Con el algodón comenzamos a crear hilaturas y telas y empezamos a hacer intercambio por alimentos, y el resto lo vendíamos en los mercados. Con el dinero que ganamos compramos algo de ganado, y los vendíamos, con ese dinero pudimos ampliar la casa  y también plantamos verduras y comenzamos esta huerta y.. ya ve! Nos ha ido muy bien. Vamos. ¡Que fue una suerte que desapareciera la vaca

No digo que Messi salga, pero si juega mal, tiene que existir la posibilidad que sea reemplazado, si no, que joda es?

Escuche un periodista decir: –Yo pido que jueguen los 4 fantásticos… sic , ¿ que es esta “huevada”?! ¿   Qué puede pedir ? desde que lugar … que jueguen los Históricos dice otro ( parecen políticos armando candidaturas), y otro de atrás ¡ que jueguen los pibes que tiene hambre de gloria! .  ¡No  hermano! Cualquiera puede emitir opinión…pero…se  imaginan, que pasaría si en pos de la libertad de expresión , un jugador dice que un periodista tiene un lenguaje básico y que no sabe explicar las cosas?

Más allá de lo anecdótico, esto pretende ser disparador para reflexionar sobre algunos temas, que hacen nuestra cultura como argentinos

 Quienes estén a cargo de organizaciones, de grupos de personas y de equipos de trabajo no pueden no comprender nuestras reacciones y las de las personas que interactúan con nosotros , es una condición sine qua non para dirigir los recursos y la energía humana de una manera exitosa

En definitiva Argentina gano y clasificó, pero fue una semana, que como dice la canción” la argentinidad al palo”. ¡ VAMO ARGENTINA CARAJO!

Lic. Hugo Merlo