Colaboradores

7196-secreto-jpg-Luis Andrés Secreto

56 años, Sonidista //  Analista de  Sistemas  //  Encargado, chofer, profesor  y mecánico del Bondi.Com

Profesor en ISETA, FUN, UP, UTN  //  Astrónomo aficionado

Puntada con hilo

Me levanté con una sensación extraña. Como con un deja vu pero suavecito. Vengo de unos días donde mis amigotes me tiran de la lengua para hacerme enojar sacándome el tema de que si Macri sí que si Macri no. Que ya me tragué el sapo en el 2011.  Que cómo, si son pretendidamente progresistas, se van a juntar con ese, dicen unos. Que mejor que se junten, así suman caudal de votos, dicen otros. En fin: me tiran con munición gruesita y yo agarro viaje. Me olvido de a ratos de que son mis amigos y los califico de fachos o troskos, según me convenga. Pero a veces el mutuo ataque deriva en charla sesuda y me animo a decirles que no pongan en la misma bolsa electoral al conurbano y al resto de la provincia de Buenos Aires. Que  la elección nacional arrastra a la local en el conurbano, y la elección provincial arrastra a la nacional en el resto de la pcia. Que si yo me di cuenta, los que juegan en primera se dieron cuenta hace rato y están actuando en consecuencia.

Hace unos días le pregunté a una fuente inobjetabilísima si dentro del UNEN había opiniones divididas con respecto a la viabilidad del aterrizaje de Macri en el frente y me aseguró con las cejas temblando que él había estado en todas las reuniones previas y en todas las que terminaron armando el acuerdo final, y a nadie se le había ocurrido siquiera la idea de ir a tocarle timbre, o de atenderlo si el que tocaba el timbre venía de parte de Mauricio.

¿Entonces, de dónde sale la especie? Será momento de pensar pragmáticamente a quién le conviene que la avenida se ensanche tanto como para que también camine Macri. A quién beneficiaría la confusión del electorado al ver a gente probadamente progresista en la misma foto que el ingeniero.

¿Nos querrán hacer el viejo truquito de hacer como que se pelean y después terminamos como Toti Pasman? Poder mediático no les falta. Qué digo, les sobra. Si nos fijamos bien, toda la idea de la posible unión Macri UNEN que salió en los medios no está fundamentada. Les conviene, con las encuestas en la mano, contar con dos fuerzas: la de la hipotética mezcla y la de Massa. Un frente contaminado con el liberalismo de Mauricio y un intendente de Tigre que cada vez más se ve para dónde patea.

La tienen recontra clara. Macri , no agregaría caudal electoral. Sería claramente un piantavotos. En el conurbano obviamente, y en el resto de la provincia el voto progresista espantado se orientaría hacia Massa.

Repasemos: Le están haciendo el juego a Massa! Les conviene que gane. Y estos no dan puntada sin hilo.

Pongámoslo en claro: tanto el gobierno como el frente tienen ideas progresistas, saben que es un error no intervenir cuando hace falta, les sale naturalmente ser asistencialistas. La diferencia está en los métodos, en la manera: ya hace un montón que observamos que el gobierno asiste o intervine discrecionalmente, de prepo. El consenso quedó olvidado en algún cajón. Pero esto no nos convierte en enemigos. Son gente que piensa parecido pero actúa rarito. Hay claramente una manera mejor de hacer las cosas. Hacia allí hay que ir.

Pero volvamos al principio, a la sensación que me acompaña. Yo ya estuve en los 90. Me acuerdo clarito. No sea cosa que por comernos la instalación mediática de Macri al lado nuestro, terminemos favoreciendo la vuelta a un país entreguista y de exclusión. Algunos lo añoran, y tienen prensa.